VER MÁS VIDEOS
Popeye
#537

Todos alguna vez pasamos por momentos donde nuestro corazón se conmueve hasta hacerse pedazos, o nos enfurecemos por una injusticia, o sentimos que tenemos que hacer algo por salvar a los perdidos. Esos son momentos ‘Popeye’, momentos en donde cruzamos la frontera de lo que podemos resistir y necesitamos alimentar nuestra alma con una ‘lata de espinacas’, una carga divina que nos motive a transformarnos en alguien invencible. ¿Aceptarías hoy que Dios te bendiga con ira ante la injusticia, con lágrimas que derrames por los que sufren y con la locura de creer que puedes marcar una diferencia en el mundo, para que hagas lo que otros dicen que es imposible?

A temperatura ambiente
#536

Hay momentos donde tus múltiples roles se pueden transformar en trabajos completos que le quitan energía a tu fe y le restan tiempo de calidad a tu relación con el Señor, convirtiéndote en un cristiano de medio tiempo, en un cristiano a temperatura ambiente que cumple con asistir a la iglesia y dar una ofrenda los Domingos, pero se ha olvidado de leer y poner en práctica la Palabra y ha perdido la pasión por el Creador. Y aunque tal vez sientes que estás bien así, dando al Señor el tiempo libre de tu agenda, debes saber que Él aborrece la tibieza, le produce arcadas; por eso debes revisar tus prioridades para ponerlo a Él por encima de todo, como prioridad número uno en tu vida. Un mensaje retador.

Insatisfecho
#535

Cuando nos sentimos insatisfechos con nuestra vida -ya sea el matrimonio, la casa, los hijos, la salud, o el trabajo-, es cuando más vulnerables estamos a tomar malas decisiones y a caer en tentación, porque tenemos una visión limitada de la situación; pero el Señor mira nuestra vida completa y sabe que en el final todo se resuelve. Debemos ser agradecidos y tener contentamiento con lo que Dios nos da en toda situación que atravesemos, para que cuando baje la marea tengamos un pilar fuerte y nuestra barca no zozobre. Recordemos lo que dijo el profeta: ‘Aunque en la vid no haya fruto, no haya mantenimiento en los lagares, no haya ganado, no haya cosecha y vengan tiempos de sequía… aun así, yo me alegraré en el Señor’.

Canalladas familiares
#534

Es difícil enfrentar el pasado cuando quienes tenían que preocuparse por ti, no lo hicieron y hubo traiciones, canalladas y abuso verbal o físico que te afectaron y te dejaron heridas en el alma. Sin embargo, para tener sanidad espiritual tienes que enfrentar y sanar tu pasado. Dios va a traerte a tus hermanos de Canaán para que tengas la oportunidad de arreglar tu corazón, como la tuvo José que, después de años, perdonó a sus hermanos que lo habían vendido a unos mercaderes cuando era niño. La pregunta es, cuando te enfrentes a tu pasado ¿perdonarás o seguirás alimentando rencor en tu corazón? Un mensaje para atesorar.